COMITE OLIMPICO VENEZOLANO

El Salto de Esquís es una disciplina exigente que demanda gran habilidad y manejo de las técnicas para saltar desde una rampa en la búsqueda de alcanzar la distancia más larga, aterrizando sobre los esquís.

El Salto de Esquís se remonta a 1808, cuando el noruego Ole Rye logró un salto de 9,5 metros. Paulatinamente el desafío y la dificultad ha ido incrementándose, al tener rampas o trampolines más inclinados que buscan una mayor distancia de aterrizaje.

La aplicación de distintas técnicas para el deslizamiento inicial, despegue y aterrizaje han influido notablemente en los resultados, que siempre buscan un punto aerodinámico que permita el desplazamiento por el aire y el aterrizaje seguro.

De la combinación de estas técnicas, se ha logrado un nivel de competencia elevado que genera emociones en el público y permite nuevos records en distancia.

Historia olímpica El salto de esquí ha sido parte de los Juegos Olímpicos de Invierno desde la primera edición en 1924. La competencia normal de la colina se incluyó en el programa olímpico para los Juegos de Innsbruck de 1964. Desde 1988, el evento por equipos se agregó como una tercera competencia.

Categorías Masculinas

Trampolín normal individual

Trampolín grande individual

Trampolín grande por equipos

Categoría Femeninas

Trampolín normal individual